Perforador Wheatstone de cinta Morse


Fabricado en 1880

Autor/Marca Wheatstone

Dimensiones 8 x11 x 16,5 cm

El código morse compuesto por puntos, rayas y espacios se codificaba con taladros que perforaban la cinta. Se pulsaba con un martillo de caucho.

En 1841 Wheatstone patentó un telégrafo impresor —el primero en su clase— en el cual la corriente eléctrica activaba un pequeño martillo que imprimía letras perforando el papel. Posteriormente, inventó el transmisor automático que multiplicaba por cinco el número de palabras que podían enviarse por minuto en código Morse. Ello se lograba reemplazando la manipulación del operador telegráfico por una cinta de papel perforada que pasaba por un mecanismo que controlaba la señal eléctrica.

Se utilizó para comunicaciones con trayectos submarinos preferentemente entre los años 1880 y 1940.

Museo 00.389